El diseño tiene como principal razón de ser la de ofrecer un servicio y mejorar la calidad de vida de las personas. Es por eso que sus profesionales (grafistas, arquitectos, diseñadores de moda y de producto, interioristas y orfebres), tienen la necesidad y la responsabilidad de encontrar soluciones que potencien la creación de información, entornos, servicios, y productos de fácil uso para la mayoría de las personas sin diferencia de sexo, capacidades, edad, raza o cultura.

El Centro de estudios inclusivos es una herramienta dirigida a los profesionales de la creación que contiene recursos e información (artículos, informes, proyectos y archivos multimedia) sobre el diseño inclusivo y la accesibilidad.

Una herramienta útil de reflexión y consulta que, en definitiva, quiere potenciar entre los diferentes profesionales de la creación un diseño social, humano y sostenible.

El centro de recursos inclusivos ha sido posible gracias al apoyo del FAD, Foment de les Arts i del Disseny a través de una Beca Carta Blanca a la Investigación en Diseño dentro del programa La Incubadora del FAD, y del Institut Municipal de Persones amb Disminució del Ajuntament de Barcelona (IMD).

Leer.